De Guindos pide auxilio a Europa

La reunión de los ministros de finanzas europeos ha evidenciado el tenso diálogo que mantienen la Unión Europea y España para poner fin a la crisis. Por una parte, el ministro de Economía, Luis de Guindos, ha afirmado que España está tomando todas las medidas necesarias para salir del hoyo, pero que sin la ayuda de la Unión Europea no podría lograr su objetivo. Por otra, desde Bruselas han contestado que para concretar una ayuda España ha de sanear su sistema financiero, madre de todos sus problemas.

La reunión de los ministros de finanzas europeos ha evidenciado el tenso diálogo que mantienen la Unión Europea y España para poner fin a la crisis. Por una parte, el ministro de Economía, Luis de Guindos, ha afirmado que España está tomando todas las medidas necesarias para salir del hoyo, pero que sin la ayuda de la Unión Europea no podría lograr su objetivo. En este sentido, ha instado a las autoridades comunitarias a echar un cable para que el barco no se hunda. Además, ha trasladado hacia las esferas de poder de la Unión Europea la responsabilidad de ayudar a España para acabar con la crisis, en términos generales, y con la crisis de la deuda pública, de un modo particular.

Luis de Guindos, ministro español de Economía

Podría decirse que esta es una llamada de auxilio por parte del ministro De Guindos, para que Europa intervenga en ayuda de España. Muchos piensan que este es el paso previo al rescate, sin embargo, parece que todavía hay cuerda para presionar a la Unión Europea. Las palabras de Luis de Guindos justificando que España ya había cumplido con su parte del trato lo dicen todo: “España ya ha tomado todas las medidas que se consideran adecuadas, para, efectivamente por convicción, hacer lo que tenemos que hacer para volver al crecimiento económico y para estabilizar la economía española”, afirmó el ministro. Y es que desde que el Partido Popular tomó las riendas del poder en España, la Unión Europea se ha limitado a alabar las medidas de contención presupuestaria y reducción de déficit, pero en ningún caso se ha ofrecido para animar la situación española. La llamada de atención del ministro de Economía demuestra la desesperada situación que vive el país, sobre todo, porque se siente abandonado a su suerte.

Es en este contexto donde se ha de mirar la respuesta de Bruselas, ya que las autoridades europeas no ha cesado de reiterar al gobierno de Mariano Rajoy que para que se concreten ayudas al desarrollo económico español, lo primero que tiene que hacer su gobierno es plantar cara a su verdadero problema: la banca. Aquí fue donde llegó la respuesta de Jean-Claude Juncke, presidente del Consejo Europeo, a las llamadas de socorro de De Guindos. El político luxemburgués no dudó en afirmar que España debía acelerar el saneamiento de sus sistema bancario, que es la madre de todos sus problemas (el caso Bankia lo ejemplifica a la perfección). Sin duda, este sería el primer paso para salir de la crisis.

Foto: worldeconomicforum

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...