Autónomos y pymes, los grandes perjudicados de la morosidad pública

La morosidad pública obliga a muchos autónomos y pymes a cerrar sus negocios durante el pasado 2012

Autónomos

Además de cobrar con retraso, deben adelantar el IVA

Las pesadillas de muchísimos trabajadores suelen ser sus jefes, y muchísimos desearían no tenerlos, siendo ellos mismos los que se encargasen de decidir qué hacer en cada momento, qué decisiones son las más correctas y planear sus propios horarios. Muchos de ellos, y más en los tiempos que corren se atreven a dar el gran paso y establecerse por su cuenta, ya sea como autónomos o abriendo sus propias empresas. Algo que desde el Gobierno debería estar muy valorado y sería necesario ofrecer grandes ventajas a los emprendedores, aunque no suele ser así.

Las pequeñas y medianas empresas y los autónomos tienen muchos motivos para quejarse, sin ir más lejos, el aumento, de hasta el 21% en las facturas, lo que equivale a cobrar casi tres cuartos de lo que realmente les pertocaría. Pero por si esto fuera poco, la morosidad pública les ahoga también, ya que a causa del déficit del Estado, la mayoría de los trabajos que se han llevado a cabo para entes públicos no han sido abonados. Aún así, y aquí viene la gran paradoja, los trabajadores están obligados a adelantar el IVA.

Es por ambos motivos que muchos trabajadores por cuenta propia se hayan visto obligados a cerrar sus negocios durante el pasado 2012. Y es que tal y como demuestran los datos, hasta diciembre del 2012, la deuda de las administraciones públicas con el sector ascendía a 5.510 millones de euros, según ha informado la federación de autónomos (ATA). Además, Catalunya volvía a encabezar la lista de las comunidades autónomas peor paradas, con una deuda que abarcaba del 16,7% del total, 922 millones de euros.

En este sentido, tal y como se lamentan la mayoría de autónomos y pymes, ambos se sienten tratados como cajeros y prestamistas. Lo que viene sucediendo tiempo atrás, sobre todo desde que comenzó la crisis, es que los gobiernos sacan concursos de servicios o los contratan directamente con el pensamiento claro de que el plazo quedara aplazado. Algo que en situaciones como la actual insostenible para este tipo de trabajos. Si bien antes podían compensar estos retrasos realizando otros servicios en el sector privado o a través de la solicitud de créditos, actualmente ya no es posible.

Según el informe del observatorio del autónoma de ATA, los autónomos tardan una media de 163 días en cobrar las facturas de la administración, un periodo de tiempo que aumenta en los ayuntamientos hasta los 177 días. Con respecto a las comunidades autónomas, el tiempo medio es de 149 días.

Foto: draxus

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...