40º aniversario del restablecimiento de relaciones comerciales entre España y México

Las relaciones diplomáticas y comerciales se reanudaron en 1977 y en los últimos años han movido más de 60.000 millones de euros.

mexico

La Guerra Civil constituye, quizá, la página más negra de la historia de España así como un episodio que sigue dando algún que otro coletazo en el presente. El desenlace del conflicto tuvo importantes consecuencias en las relaciones de nuestro país con el exterior, tanto el ámbito diplomático como en el comercial. Por ejemplo, las relaciones con México se rompieron por completo, en tanto aquel Gobierno había sido uno de los principales aliados internacionales de las autoridades republicanas. En abril de 1977, los puentes volvieron a tenderse, construyendo una de las relaciones comerciales más importantes para ambos países.

¿Cómo se reconstruyeron las relaciones oficiales?

Con la muerte de Francisco Franco y la aplicación de las primeras medidas legislativas para avanzar hacia la democratización de España, la visión internacional de nuestro país cambió drásticamente. Según el testimonio del ministro español de Asuntos Exteriores, Marcelino Oreja, el Gobierno de México contactó con él para concertar un encuentro oficial, el primero en casi cuarenta años. La reunión se materializó poco después en París, dando inicio formal a las nuevas relaciones diplomáticas hispano-mexicanas. Por supuesto, las comerciales no tardaron en seguir el mismo camino, disparando los intercambios a ambos lados del Atlántico.

¿Qué cifras arrojan los intercambios comerciales entre España y México?

Poco a poco, la reconstrucción de las relaciones comerciales permitió alcanzar cifras verdaderamente considerables. Con datos de 2016, España es el segundo país que más invierte en México (solo superado por Estados Unidos), al tiempo que el país azteca es el principal destino de las inversiones españolas en América. Concretando más, entre 2000 y 2016, las empresas españolas invirtieron 40.120 millones de euros en México. Por su parte, las compañías mexicanas ‘devolvieron’ 23.682 millones de euros en inversiones en nuestro país.

Consecuentemente, esa fructífera relación económica que ha movido 63.800 millones de euros en inversiones en lo que llevamos de siglo ha sido particularmente interesante para el país centroamericano. No obstante, esta tendencia ha cambiado significativamente en los últimos años. En el último año, las compañías españolas invirtieron 453,6 millones de euros en México, mientras que las mexicanas trajeron 1.515,16 millones a España. En los últimos tres años, las exportaciones españolas se cifran en 3.819 millones de euros, al tiempo que las mexicanas alcanzan los 3.985,66 millones. Es decir, desde 2014, los intercambios comerciales arrojan un saldo positivo para España de 166,66 millones de euros.

Los principales destinos de las inversiones

Las empresas españolas dirigen su atención en México a dos grandes sectores: turismo e infraestructuras. En el primer caso, destacan los cerca de 300.000 visitantes españoles que el país americano recibe cada año. Compañías como Meliá, Barceló o NH están muy presentes en este ámbito y ampliarán sus inversiones en los próximos años. En cuanto al segundo campo, OHL, Acciona o Ferrovial son la punta de lanza de la participación española en los diferentes planes públicos de construcción de infraestructuras de todo tipo.

Las empresas mexicanas, en cambio, tienen su principal objeto de interés en el sector servicios en su conjunto. También destaca la inversión en negocios industriales, con importes cada vez más considerables tal y como muestra la evolución de la entrada de capital mexicano en nuestro país (que marcó un nuevo récord en 2016). Es difícil de prever si las compañías aztecas seguirán invirtiendo más que las españolas en el futuro o si la recuperación económica de España alterará nuevamente este equilibrio.

Las empresas españolas que más facturan en México

Centrándonos un poco más en detalle en el tejido empresarial español presente en México, nos encontramos con auténticos referentes. BBVA sobresale con un margen bruto de beneficios de 6.766 millones de euros, mientras que Santander también destaca con 3.203 millones. A partir de ahí, Iberdrola facturó 1.495 millones de euros, Telefónica 1.410 millones (contando, además, con 26,6 millones de clientes) y OHL otros 776,9 millones. Con todo, todas las compañías anteriores –salvo OHL- vieron reducirse su volumen de negocio respecto a 2015.

Perspectivas de futuro de una relación muy intensa

España es la puerta europea de México y las autoridades americanas han reconocido que los gobiernos españoles han sido decisivos en la firma de los acuerdos con la UE. De igual modo, nuestro país ve cómo casi 6.000 empresas españolas están presentes allí. Nada parece hacer peligrar esta relación e incluso los vientos proteccionistas que se perciben en Estados Unidos podrían llevar a México a intensificar sus relaciones con España.

Vía: elEconomista.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...