Ya somos 7 mil millones de habitantes

La población total del planeta asciende ya a 7.000 millones de persdonas. Todo un desafío para las estrategias de desarrollo, sobre todo teniendo en cuenta que cerca del 90 por ciento de la población vive en le subdesarrollo y que la ONU aún no ha conseguido una completa adhseión de los países a los Objetivos del Milenio.

¿Sabes exactamente a qué cifra de habitantes asciende la población mundial? Probablemente nunca te hayas para do a pensarlo, pero sin duda quedarás muy sorprendido cuando conozcas el dato. Según las últimas cifras de población de la Organización de Naciones Unidas (ONU), la población mundial ha alcanzado la cifra de 7 billones (o lo que es lo mismo, 7.000 millones) de habitantes.

Para el  Director Ejecutivo del Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), Babatunde Osotimehin, «siete billones de personas representa un hito trascendental en la historia de la humanidad«. Y es que, si la población sigue creciendo a este ritmo, todo indica a que podríamos alcanzar los nueve millones de habitantes en el 2045.

La mayoría de los niños viven en países subdesarrollados. Foto: UN. Martine Perret

Las características de la población, sin embargo, nos devuelven de nuevo a la realidad que solemos obviar cuando se habla de estos temas: la mayor parte de los habitantes del planeta, vive en los países subdesarrollados o en vías de desarrollo. De hecho, según este informe, Poco menos de un 90% de los jóvenes vive en países no desarrollados y en los próximos 20 años esa cifra se incrementará dramáticamente, ya que se calcula que el 60 por ciento de los habitantes de las zonas menos favorecidas del planeta, no llega a los 25 años.

De ahí que para Osotimehin, uno de los principales retos de cara al futuro sea conseguir educar a los jóvenes en estrategias de igualdad y salud reproductiva. «Son los padres de la próxima generación«, señaló el titular del UNFPA  en la última reunión de esta institución. «La inversión en los jóvenes y su salud reproductiva y la igualdad de género puede ayudar a los países en el camino hacia el crecimiento económico acelerado y el desarrollo equitativo«.

Frente al impacto del crecimiento demográfico y su composición, Osotimehin expuso los ejes prioritarios para responder a esta nueva dinámica de la población mundial, e hizo hincapié en que «cada una de esas personas debe gozar de derechos humanos y de dignidad humana y tener la oportunidad de desarrollar al máximo su potencial«.
“Que cada persona tenga derecho a la salud sexual y reproductiva, que cada embarazo sea deseado, que cada parto sea seguro, que cada joven tenga educación y servicios para crecer saludablemente, que cada niña sea tratada con dignidad y respeto, y que la violencia contra las mujeres termine» son los valores fundamentales de la organización de cara al futuro.

Pese a que la población mundial sigue creciendo a pasos agigantados lo cierto es que el ritmo de crecimiento demográfico se ha reducido ligeramente en las  últimas décadas, tal y como pone de manifiesto el último informe de del UNFPA  que señala que desde 1967 la población mundial se duplicó y cada año aumenta en aproximadamente 78 millones de personas, mientras que hace 20 años el crecimiento era de 89 millones.

El problema, por lo tanto, se sigue centrando en que las tasas más altas de natalidad se producen en aquellos lugares en los  la esperanza de vida y la calidad que se puede alcanzar en ella, es más baja. De hecho,  97 de cada 100 nacimientos ocurren en países no desarrollados. Así, aunque países como Alemania y Etiopía que si bien hoy tienen un número similar de habitantes, el primero 82 millones y el segundo 85 millones, el crecimiento poblacional en ambos se diferenciará notablemente en los próximos 40 años, hasta el punto de que, para 2050, la población del gigante europeo estará en torno a los  70 millones, mientras que la de Etiopía se espera que se duplique a 174 millones de personas.

Los gobiernos , por lo tanto, deberán hacer frente a una población que , mientras que en Europa y en general en los países desarrollados estará cada vez más envejecida, será cada vez más numerosa y joven en aquellos países en los que menos oportunidades hay.

Los objetivos del Milenio de la ONU, van dirigidos a ese camino, al establecer entre sus metas para 2015 la reducción anual de dos tercios del número de niños que mueren antes de los cinco años y la disminución de tres cuartas partes de las muertes maternas. Y es  que, aunque se registran importantes avances en esa dirección, todavía son muchos los países están lejos de alcanzar ese Objetivo de Desarrollo, según cifras de la ONU.

Eliminar la violencia contra la mujer está en los Objetivos del Milenio. Foto:Naciones Unidas.Paulo Filgueiras

Erradicar la pobreza, incrementar el acceso a la educación primaria promover la igualdad de género, reducir la mortalidad infantil, combatir la expansión de enfermedades como el VIH y la malaria, promover estrategias de desarrollo sostenible y  establecer una estrategia global para promover el desarrollo de los estados, son los principales ejes de estos objetivos del Milenio con los que los Estados pretenden hacer frente a los desafíos que plantea el sobre crecimiento de la población.

Precisamente, la promoción de la salud reproductiva y de la igualdad entre géneros son dos de los aspectos en los que se ha hecho más hincapié tanto desde el Fondo de Población de las Naciones Unidas, como desde la propia organización. La ONU establece que la Estrategia Global es una «hoja de ruta que identifica la financiación y los cambios políticos necesarios y las intervenciones decisivas que pueden mejorar la salud de mujeres y niños y salvar vidas«.

La Estrategia Global tratará además de evitar 33 millones de embarazos no deseados para 2015. «Es la primera vez que hemos visto un acuerdo unánime sobre cómo afrontar la salud de las mujeres y los niños«. Cuatro agencias de la ONU y el Banco Mundial trabajarán conjuntamente para movilizar apoyos a la nueva estrategia. Según las estimaciones de estas instituciones salvar 16 millones de vidas para 2015 costaría en realidad 169 mil millones de dólares, por lo que ha expresado su deseo de que haya nuevas aportaciones en los próximos años que se sumen a los 40 mil millones ya comprometidos.

Todo para conseguir que las previsiones que hablan de una superpoblación en los países menos desarrollados, cambien por otras en las  que se hable de un desarrollo sostenible en los distintos lugares del planeta.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...