Una app que regula el riego y el agua

WaterBee es un sistema que si bien todavía está en fase de pruebas, permite monitorizar y programar el riego desde nuestro smartphone gracias a un sistema de sensores en el campo.

Como hemos visto en anteriores post de Desarrollo Sostenible, encontramos un sinfín de aplicaciones relacionadas con el medio ambiente y su conservación. Gracias a nuestro móvil ya podemos saber donde está el punto de reciclaje más cercano o como realizar un consumo más sostenible; y ahora también podemos regular el riego y el agua que gastamos en nuestro huerto o jardín.

WaterBee es el nombre del proyecto de riego inteligente, que incorpora sensores en red que se pueden monitorizar y administrar de forma que los agricultores o gestores del agua puedan optimizar su uso desde un teléfono inteligente. Con este sistema, los agricultores podrán ahorrar una cantidad importante de agua, que se podría destinar a sistemas de riego diferentes a la agricultura.

En concreto, unos sensores inalámbricos se encargan de medir cuanta agua hay en el suelo, los parámetros ambientales que influirán en su evaporación y los indicadores de desarrollo del cultivo, y los datos que obtienen los sensores se envían al agricultor a través del sistema Zigbee. Aunque el uso de sensores nos pueda hacer pensar que se trata de un mecanismo caro, se trata de un sistema bastante económico y de bajo consumo.

Para que el sistema funcione correctamente, los sensores deben repartirse de forma eficaz en toda la superficie cultivada, ya que no todas las áreas del campo, y mucho menos todos los campos, tienen las mismas necesidades de agua. A través de una pasarela GPRS, toda la información captada por los sensores llega a un servicio web central. Allí, una aplicación se software inteligente analiza de forma automática los datos y actúa en consecuencia, y de forma selectiva activa los sistemas de riego.

De esta forma, se alimenta un paquete de software que aprovecha los medios inteligentes para actuar con la información que se recibe desde los sensores. Por su parte, los usuarios de la aplicación pueden utilizar su teléfono inteligente o cualquier navegador web para acceder a los datos de los sensores y al resto de información, además de recibir recomendaciones sobre el riego o programar un riego óptimo.

WaterBee aforma que el sistema ofrece a los agricultores un mayor control sobre el riego gracias a los datos precisos sobre el terreno y las condiciones de cultivo que ofrecen, algo que además de ahorrar agua les permitirá mejorar su rendimiento. Por ahora, no pasa de ser un prototipo, aunque se ha probado en 14 centros de toda Europa con resultados interesantes, como un ahorro del 40% de agua o una mejora en la calidad de los cultivos.

Fuente: El Blog Verde

Foto: holacomovai

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...