Las empresas sostenibles, mejores inversiones para los accionistas

Invertir en una empresa es algo que no se puede hacer a la ligera. Cuando un inversor se decanta por una entidad y no por otra, no sólo tiene en cuenta los beneficios que genera anualmente y que resultan evidentes a simple vista. Hay que tomar en consideración otros factores en los tiempos que corren.

empresas sostenibles

Para ello se han creado unos criterios de selección que valoran cada empresa teniendo en cuenta muchos factores, entre los que la responsabilidad con el medio ambiente adquiere un gran protagonismo.

Los índices FTSE4Good se han diseñado de manera que evalúan de forma consensuada las mejores prácticas de responsabilidad social y enfocan a las empresas a seguir por la vía de la inversión socialmente responsable. Tienen en cuenta, básicamente, que las empresas trabajen por una sostenibilidad medioambiental, que desarrollen relaciones positivas con cada una de las partes con las que interactúan a lo largo de su trabajo y que actúen en defensa y apoyo de los derechos humanos.

Cuando una empresa responde positivamente a estas premisas descubre que llevar una actividad socialmente responsable les proporciona numerosos beneficios. Para empezar, el empleo de materiales ecoeficientes genera una reducción en los costes de producción. Las empresas que realizan gestiones de sostenibilidad mantienen sus plantillas de trabajadores durante más tiempo, ya que trabajan más a gusto en su entorno. Esto produce una mejor imagen hacia el exterior.

Los inversores están descubriendo que a medio y largo plazo, las empresas que llevan a cabo estrictas políticas de sostenibilidad son mucho más estables económicamente que las que sólo piensan en unos beneficios a corto plazo sin cuidar el medioambiente y el futuro de las generaciones. Por eso los accionistas buscan que las empresas mejoren la gestión de los riesgos no considerados financieros,

La sociedad está cambiando constantemente, y en la actualidad los activos intangibles están adquiriendo verdadera importancia para las empresas. La gestión adecuada del riesgo es fundamental, teniendo en cuenta mantener relaciones fuertes con sus colaboradores y socios, lo que hace que se revalorice la marca.

El sector empresarial ha sido desafiado a responsabilizarse más con el medio ambiente, con el impacto ético y social de sus operaciones empresariales. Han de profundizar en el estudio del impacto que generan, resolver los errores pertinentes e informar públicamente de los avances, lo que resulta muy beneficioso a la hora de generar una opinión pública positiva.

Los inversionistas se han vuelto mucho más selectivos al descubrir que es más beneficioso para ellos invertir más esfuerzos en las empresas que más merecen la pena, siguiendo los criterios de valoración del FTSC.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...