Estados Unidos presenta una casa sostenible

En Estados Unidos se ha diseñado una casa que es 100% sostenible. Mediante placas solares, produce la energía necesaria para poder vivir en ella. De momento, sirve de laboratorio donde se simulan las condiciones de vida.

Parece una casa normal, pero es energéticamente eficiente.

A primera vista, parece la típica casita que sale en las películas y series americanas: unos terrenos bastante ámplios a su alrededor -eso si, parece que no hay vecinos cerca de ella-, su jardín, un porche antes de entrar, lo que parece ser un garaje al lado de la construción principal… El único rasgo que parece impedir que esta casa pueda aparecer la próxima película que veamos son las placas solares que cubren parte de sus techos; pero este es uno de los elementos que hacen que sea una casa sostenible y eficiente. O lo que es lo mismo, es capaz de generar la energía necesaria para que se pueda vivir en ella como si se tratara de una casa al uso.

El Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST) de los Estados Unidos, que depende del Departamento de Comercio estadounidense, ha diseñado esta casa que no tiene nada que envidiar a las no eficientes. Si por fuera su aspecto es el de la casa que nos podríamos encontrar en cualquier urbanización, el interior tampoco esconde secretos: cuatro habitaciones y tres cuartos de baño, repartidos en dos pisos, un espacio idóneo para una familia formada por cuatro miembros, según el NIST. La casa se ha construído siguiendo los estándares de Liderazgo en Energía y Diseño Ambiental, y se encuentra en Gaithersburg, en el estado de Maryland.

La energía fotovoltaica que producen las placas solares sirve para generar la electricidad necesaria para el funcionamiento de los electrodomésticos como la televisión, la nevera o la lavadora -todos ellos energéticamente eficientes-, para calentar el agua, la calefacción, etc. Sus diseñadores también se plantean la posibilidad de añadir un aerogenerador para poder aprovechar también la energía eólica.

Cuando se produce más energía que la que necesita, el excedente se manda a la red general. En caso de que las condiciones meteorológicas no acompañen y la casa no pueda producir energía suficiente, la vuelve a tomar de la red, aunque a fin de cuentas la casa es capaz de producir más energía de la que consume en un año.

De momento, la casa no está habitada y sirve como laboratorio. Se están haciendo simulaciones de vida mediante programas informáticos con los que se imitan las condiciones de vida de una familia estándar de cuatro personas. Está previsto que esta fase de prueba se alargue un año,  y los resultados que se obtengan nos acercarán un poco más a unas casas que sean 100% autosostenibles. En el siguiente vídeo (en inglés) podemos ver algunas imágenes de la casa por dentro y de su proceso de construcción.

Fuente: Vivirhogar

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...