El horroroso negocio de las aletas de tiburón

Hace escasos días se hablaba desde muchas plataformas sobre los tiburones y el hecho de que España sea el país de la UE que más tiburones pesca. La carne de tiburones es exportada a muchos países asiáticos, pero el gran negocio son las aletas. Las aletas de tiburón, utilizadas sobre todo en la cocina asiática, se han convertido en un producto de lujo culinario, dado que 1 kg de aletas puede llegar a los 500 euros. Este increíble valor económico ha impulsado el desarrollo de una práctica pesquera escalofriante: el «shark finning» o aleteo de tiburones. Consiste en atrapar tiburones, cortar sus aletas y devolverlos (vivos o muertos) mutilados al mar. Si están vivos morirán inevitablemente por asfixia, al no poder nadar y alcanzar la circulación de agua por sus branquias, desangrados o devorados por otros peces. El alto valor de las aletas, hace que los pesqueros, con el fin de reservar espacio en las bodegas, guarden sólo estas partes de los tiburones y tiren al mar el resto. Por desgracia, España se ha convertido en el mayor proveedor europeo de aletas de tiburones.

¿Sabéis como podría nadar este tiburón sin aletas? Él tampoco.

España legisló en contra de estas conductas para velar por una práctica sostenible de las pesquerías de tiburones y, en 2003, el Consejo de la Unión Europea adoptó un Reglamento europeo (CE n º 1185/2003) para la prohibición de esta práctica para todos los buques pesqueros de la UE y para todos los buques que faenen en aguas de la UE. Pero debido a unos vacíos legales, esta práctica aún se lleva a cabo ciertos países de la Unión Europea como España, Portugal, Alemania, Reino Unido y Lituania. Este práctica que afecta a la fauna marina también se lleva cabo en otras partes del mundo como los países asiáticos y del centro de América.

En Internet podemos encontrar numerosos vídeos que permiten ver esta práctica tan horrible. Incluso, se ha hecho la película «Shark Water», un documental que destapa el negocio multimillonario de la pesca del tiburón y el aprovechamiento de sus aletas. El «shark finning» ha sido objeto de la atención de las principales asociaciones ecologistas del mundo. Entre ellas, destacó la Sea Shepherd Conservation Society, que hizo un video bastante macabro sobre este problema.

Cabe comentar también que esta brutal práctica se lleva a cabo en otros países como Taiwán, y que está acabando lamentablemente con los tiburones que pueblan los mares de todo el mundo y que podrían desaparecer pronto si siguen así las cosas.

Foto: Jeff Kubina

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...