¿Cómo está el ‘fracking’ en España?

La zona de Cantabria, Burgos y Álava, junto al interior de Castellón, son los puntos de la geografía española donde se calcula que hay más reservas de gas.

Hoy volvemos a tratar la fracturación hidráulica, más conocida como fracking, que se ha convertido en uno de los temas de moda. La verdad es que esta innovadora técnica de extracción de gas y petróleo no deja indiferente a nadie, ya sea para bien o para mal. Hoy vamos a ver cómo está el tema en España e intentaremos pronosticar su futuro, que es bastante incierto.

Lo primero de todo es saber cómo está la legislación. La teoría dice que hace poco el Gobierno aprobó el anteproyecto de la Ley de Evaluación Ambiental, en la que se incluye el uso de la fracturación hidráulica, lo que debería permitir a las compañías interesadas empezar a poner en marcha explotaciones a lo largo y ancho del país. Pero una cosa es la teoría y otra la práctica, y mientras el Gobierno daba luz verde al fracking algunas comunidades ya lo habían prohibido.

La situación ha llegado a ese punto de surrealismo en que Cantabria lo prohibía y Catalunya lo permitía la misma semana. Además de Cantabria, Navarra y Aragón han redactado leyes que prohíben expresamente el fracking en todo su territorio. En el polo opuesto están Euskadi, Castilla y León, la Comunidad Valenciana y la ya mencionada Catalunya, que ya han concedido permisos de investigación a diversas empresas que cuando encuentren los yacimientos de gas natural se convertirán en permisos de explotación.

Industria ha concedido 400.000 hectáreas a 22 empresas de explotación de hidrocarburos para extraer gas natural y petróleo mediante esta técnica. La zona más cotizada la encontramos entre Cantabria y las provincias de Burgos y Álava, que podrían esconder en su subsuelo la mitad de reservas de gas natural del país.

El otro lugar que más expectativas ha despertado son las comarcas de Els Ports i el Maestrat, en el interior de la provincia de Castellón. De hecho, la Generalitat Valenciana no ha tardado en conceder un permiso a una empresa canadiense para investigar las reservas de petróleo y gas que esconde Castellón. El permiso les concede la exclusividad para realizar investigaciones durante seis años en una zona de casi 200.000 hectáreas, en la que se encuetran 41 pueblos.

Pese a todas las expectativas, es un misterio la cantidad de petróleo y gas natural que hay en el subsuelo español. Eso si, los problemas que podría ocasionar a la población de las zonas donde se realicen las extracciones ha hecho que ya hayan surgido diversas plataformas contra esta práctica. Además, municipios y organismos como las diputaciones de Valladolid y Soria o el Ayuntamiento de Valencia se han declarado libres de fracking.

Fuente: Blog Energía Sostenible

Foto: manelzaera

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...