Buscan clonar un mamut

El científico surcoreano Hwang Woo-suk confirmó que emprendió un proyecto para lograr la clonación de una especie de mamut que se encuentra extinguida hace aproximadamente 4.500 años. La clonación se llevaría a cabo con la implantación de óvulos en una la elefanta viva, los cuales tardarían aproximadamente 22 meses en gestarse.

¿Podrán volver a estar los mamut entre nosotros?

El polémico científico surcoreano Hwang Woo-suk confirmó que emprendió un proyecto para lograr la clonación de una especie de mamut que se encuentra extinguida hace aproximadamente 4.500 años. El proyecto lo lleva a cabo a través del laboratorio de bioingeniería que lidera.

El científico es especialista en células madres y, gracias al acuerdo que firmó la Fundación de Investigación Sooam Biotech con la Universidad Federal Nororiental de Rusia, tiene el derecho exclusivo de estudiar las células de mamut encontradas semanas atrás en el noroeste de Siberia.

La clonación del mamut lanudo se haría mediante el uso de muestras de tejido junto con óvulos de una elefanta indio. En otras palabras, primero se aplicaría a las células un proceso de transferencia nuclear, habitual en los procesos de clonación, y luego los óvulos se implantarían en el útero de la elefanta viva, los cuales tardarían aproximadamente 22 meses en gestarse.

Según señaló el científico Hwang, “al haber recuperado muestras frescas de regiones polares nunca antes exploradas en Siberia, éste será un importante punto de inflexión hacia la clonación del extinto mamut”.

Los expertos consideran que es posible clonar al mamut extinto dado que las células de ese animal prehistórico pueden encontrarse tanto en su sangre y órganos internos, como en la piel y los huesos.

Sobre el científico Hwang

Cabe mencionar que Hwang Woo-suk es un veterinario e investigador que fue considerado en su momento como un pionero en el ámbito de las células madre al clonar un perro en el año 2005. No obstante, en 2006 tuvo un gran percance cuando lo acusaron de desviar fondos públicos y falsificar pruebas científicas para confirmar sus novedosas teorías sobre clonación humana.

Años más tarde, en 2009, un tribunal de Seúl lo condenó a dos años de prisión con suspensión de la pena y actualmente lleva a cabo sus investigaciones en el sector privado.

Vía | Te interesa
Foto | Quinet

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...