Graves pérdidas para el retorno de Pescanova a Bolsa

Malos resultados para el retorno a Bolsa de Pescanova, que no ha conseguido el resultado que se esperaba.

Pescanova acumula pérdidas

Hacía más de cuatro años que la conocida firma Pescanova no podía cotizar en bolsa. Este hecho se debía a que en marzo de 2013 la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) de España impuso contra la sociedad una medida cautelar y le prohibió poder seguir con su cotización por un tiempo determinado. El motivo de esta suspensión era claro: la CNMV explicó que se habían encontrado irregularidades en la contabilidad de la empresa, por lo que no podía seguir teniendo acciones en la bolsa.

Ahora la Comisión ha levantado esta suspensión y el pasado 7 de junio Pescanova pudo volver a cotizar, aunque los resultados no han sido los esperados. A pesar de que la sociedad ha visto positiva esta decisión, al cierre de la última sesión había sufrido una pérdida del 95% en sus acciones. No es de extrañar teniendo en cuenta que el valor de las mismas ha caído bastante después de más de cuatro años sin presencia en la bolsa.

En la actualidad cada acción de Pescanova se paga a 0.26 euros, con un total de 28.7 millones de acciones disponibles. Sin embargo, estas cantidades no se asemejan a las que barajaban antes de la decisión que tomó la CNMV en 2013. Por aquel entonces, el precio de cada acción de Pescanova era de 5.91 euros, lo que suponía un capital social global de casi 170 millones de euros. Ahora, la sociedad apenas supera los 860.000 euros.

La vieja Pescanova, como es conocida, se ha tenido que someter a un proceso concursal muy largo que le ha supuesto unas grandes pérdidas de ganancias en bolsa al reanudar su ejercicio bursátil. Además, la sociedad se ha visto expuesta a grandes modificaciones, sobre todo en sus carcterísticas.

La discrepancia llega porque la compañía es propietaria del 1.6% de las acciones de Nueva Pescanova y el objetivo de la sociedad es alcanzar el 20% que tenía en años anteriores. Ya que supondría aumentar el valor de 900.000 euros a 170 millones de euros, según los datos que se mueven de los antiguos ejercicios. A pesar de la decisión que ha tomado, la CNMV ha explicado algunas recomendaciones con respecto a las acciones de Pescanova, haciendo especial hincapié en leer detenidamente la información que se recoge en sus registro, principalmente aquellas que se relacionan con los riesgos a los que se expone la sociedad.

Los accionistas que estén interesados en Pescanova no harían mal en consultar bien a sus expertos antes de realizar un movimiento con el valor de la compañía de congelados.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...