La gran banca europea podría seguir el ejemplo del Santander y ampliar capital

Tras confirmar la ampliación, el principal banco español se desploma un 14% en bolsa y compromete al resto del sector, que deberá tomar decisiones similares.

Santander lanza una línea de créditos para pymes

La sesión bursátil del pasado viernes finalizó con una de las mayores caídas del Ibex-35 en los últimos años. El principal selectivo español sufrió un retroceso del 3,92%, quedándose en los 9712 enteros y entrando en negativo en el acumulado del año. Gran parte de la responsabilidad de este hundimiento recayó en el Banco Santander, cuyos títulos se anotaron la peor caída desde 1998 al desplomarse un 14,08%. Huelga señalar que los inversores no se han tomado demasiado bien la inminente ampliación de capital.

No obstante, el paso dado por el Santander podría ser la tónica habitual en algunos de los grandes bancos europeos. No es ningún secreto que en los últimos tiempos han proliferado los informes independientes que alertan sobre bajos ratios de capital en las entidades más importantes de la zona euro. El Banco Central Europeo (BCE) ratifica estos temores y ya ha comenzado a exigir mayores índices de solvencia a los bancos comunitarios. La Banca Monte dei Paschi di Siena vio cómo se suspendía su cotización por decisión del BCE.

Esta medida pone de manifiesto que la institución presidida por Mario Draghi se ha tomado muy en serio las advertencias vertidas por diferentes analistas a la agencia Bloomberg, alertando de que todas las entidades con ratios por debajo del 9% eran susceptibles de requerir más capital. Para tener una idea de lo que significa este umbral, basta señalar que Barclays, BNP, Société Générale o Credit Suisse entre otros pesos pesados no alcanzan dicho nivel. No sorprende por tanto que las caídas en el sector alcanzaran el 2,44% en Europa.

Por todo lo anterior, los grandes bancos de Europa podrían seguir los pasos del Santander y llevar a cabo ampliaciones de capital, sobre todo aquellas cuyas cotizaciones se encuentren por debajo de su valor en los libros. El Santander por ejemplo cotizaba a 0,91 veces antes de su desplome, pero hay entidades como el Banco Popular (0,67) o el Sabadell (0,75) todavía más expuestos. La banca española cedió un 3,55% durante la jornada.

Vía: elEconomista

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...