El FROB confirma los nombramientos de su presidente y su director general

El banco malo nombra a su directora y a su director general

Dinero

Los nombramientos deben ser ratificados

La Sareb, entidad encargada de gestionar los activos inmobiliarios tóxicos de la banca nacionalizada, más conocida como «banco malo», ya ha cerrado el acuerdo de dos nuevos fichajes: a Belén Romana, como presidenta, y a Walter de Luna, como director general, tal y como ha confirmado el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB).

Belén Romana es licenciada en ciencias económicas por la Universidad Autónoma de Madrid, y ha ocupado altos cargos en el Ministerio de Economía del Gobierno de José María Aznar en la época en la que el actual ministro de Economía, Luis de Guindos era el secretario de Estado de Economía de Rodrigo Rato.

Precisamente, Romana es una persona de confianza de Guindos, quien trató de que su colega ocupase la dirección del fondo de rescate europeo. De entre su dilatado currículum destaca su cargo como Directora de Control Operativo y Responsable de Estrategia del Grupo ONO. Hasta ahora era la secretaria general del Círculo de Empresarios y miembro del consejo de administración de Banesto.

Por su parte, Walter de Luna, es licenciado en ciencias empresariales y derecho por la Universidad Pontifica de Comillas, así como director en economía y finanzas de la empresa por la Universidad Complutense de Madrid. Desde el año 2.000 ha trabajado como director general para España y Portugal en la división inmobiliaria del grupo ING Bank.

También ocupó, durante ocho años, distintos cargos en el grupo Mondragón Corporación Cooperativa. Primero trabajó como director de finanzas en la sociedad inmobiliaria Grupo Filo y, desde 1995, como director general de la sociedad de financiación empresarial Ascorp.

Ambos nombramientos fueron acordados este jueves por la comisión rectora del FROB, y deben ser ratificados por parte del Consejo de Administración de Sareb, cuando éste se constituya.

El «banco malo» debe comenzar a funcionar, teóricamente, a partir del próximo uno de diciembre con los activos inmobiliarios cedidos por las cuatro entidades bancarias que, hasta el momento han sido nacionalizadas: Banco de Valencia, Bankia, Catalunya Caixa y Nova Galicia. Asimismo, contará con un tamaño que no será superior a los 65.000 millones de euros.

De todos modos, aún se está a la espera de diversos acuerdos para que sea operativo, ya que además de estas ratificaciones, quedan todavía algunos cabos por atar hasta que el «banco malo» pueda empezar a entrar en funcionamiento. Es por ello que algunos dudan que en la fecha prevista se hayan culminado todas las negociaciones.

Foto: 59937401@N07

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...