Deutsche Bank condenado por aconsejar invertir en productos de alto riego

El Tribunal Federal de Karlsruhe (Alemania) ha condenado al Deutsche Bank a pagar 541.074 euros a la empresa Ille Papier por aconsejarle invertir en productos de alto riesgo sin informarle adecuadamente de peligro de esta inversión.

La sede central del Deutsche Bank está en las Torres Gemelas de Frankfurt

El Tribunal Federal de Karlsruhe, máximo órgano judicial de Alemania, ha condenado al Deutsche Bank a pagar 541.074 euros al fabricante de toallas de papel y productos de baño Ille Papier por aconsejarle invertir en productos de alto riesgo sin informarle adecuadamente de peligro de esta inversión. El banco, que en este momento se enfrenta a una docena de casos similares, es acusado de vender swaps sin informar adecuadamente de los riesgos y los costes de la inversión.

Esta sentencia, que no puede recurrirse, podría crear jurisprudencia. Según el fallo judicial, el principal banco alemán y uno de los más importantes de Europa “faltó a su obligación de aconsejar”. El juez Ulrich Wiechers considera que, como consejero de su cliente, el banco debe proteger sus intereses y le condena a pagar, además de la multa, los intereses relativos a las pérdidas de la compra del producto Spread-Ladder-Swaps, un intercambio de créditos a largo plazo con créditos a corto plazo, para tratar de sacar ventaja de las tasas de interés más bajas en ese corto plazo.

En un comunicado, el fundador de Ille Papier, William Blatz, se mostró “muy satisfecho” con el fallo de la Justicia y reconoció que, cuando presentaron la demanda contra Deustche Bank, no pensaban ganar este juicio de “David contra Goliat”.

Ahora mismo, la mayor preocupación del Deustche Bank es que este fallo a favor de la compañía Ille Papier Service pueda animar a las docenas de inversores a luchar por sus propias demandas, lo que podría afectar a la credibilidad de la institución. El gasto que estas demandas generarían no sería, además, nada despreciable ya que estaría valorado en miles de millones de euros.

Esta noticia aparece en el mismo momento en que se celebra el juicio en el Juzgado de Primera Instancia número 56 de Madrid por la demanda presentada contra Deutsche Bank por 35 clientes que compraron a través de la entidad participaciones de Lehman Brothers y algunos bancos islandeses quebrados. Estos clientes acusan a la entidad de incumplir las obligaciones de información, diligencia y lealtad en la comercialización de participaciones preferentes. Según la defensa del Deutsche Bank los clientes españoles que compraron estas participaciones actuaron por “avaricia” y no le pidieron asesoramiento.

Sea como sea, se trata de unos momentos grises para el mayor banco de Alemania, donde toda su reputación se tambalea, lo que puede afectar de forma negativa a sus futuras operaciones.

Foto: Gimzo23 a wikimediaCommons

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...