Bankia inicia plan de reestructuración que restará 6.000 puestos de trabajo

Bankia

La crisis sigue afectando a cantidad de empresas: en este caso, Bankia ha anunciado una plan de reestructuración que, entre otras medidas, contempla la reducción de unos 6.000 empleados, es decir, un 28 por ciento de su plantilla, y el cierre de unas 1.000 oficinas, un 39 por ciento.

El plan se lanza con el objetivo principal de volver a beneficios para el 2015, con un monto previsto de ganancias netas de 1.200 millones de euros, según se detalló en rueda de prensa reciente que estuvo encabezada por el presidente del banco, José Ignacio Goirigolzarri.

Para el presente ejercicio 2012, Bankia ha situado sus pérdidas en 19.000 millones de euros, y en total se prevén créditos por 52.000 millones, hasta el año 2015, de los que el 84 por ciento se destinará a nuevas empresas. El respaldo público, por su parte, será de casi 17.960 millones de euros, según se detalló.

Goirigolzarri afirmó que se trabajará para cumplir el plan estratégico, y que seguirá a la cabeza de la entidad siempre y cuando se respeten las directrices. En cuanto al plan de reestructuración de Bruselas, el directivo señaló que no se permitirá a la entidad repartir dividendos hasta 2014. “Es un plan viable que conducirá a Bankia a ser referencia en la banca española“, afirmó.

En cuanto a los despidos, el presidente de Bankia señaló que finalmente el número acordado es inferior al inicialmente planteado. En este sentido, adelantó que se reunirán con los sindicatos en busca de “consenso” sobre el plan de reducción de trabajadores. Además, consultado sobre si se promoverá un despido de 20 días por indemnización, Goirigolzarri aseguró que la entidad no defenderá una posición “predeterminada“.

La necesidades de capital de Bankia destapadas por Oliver Wyman se cifraban en un principio en hasta 24.700 millones de euros, pero la entidad explicó que este déficit se reducirá con la transferencia de activos a la Sareb, que reduce en 200 millones el déficit de recursos propios, y el canje de instrumentos híbridos (participaciones preferentes y deuda subordinada), que podría generar hasta 6.500 millones de euros de capital en el grupo.

De este modo, las necesidades de inyección de dinero público en BFA-Bankia será de 17.959 millones de euros. Luego del anticipo de 4.500 millones realizado el pasado 12 de septiembre, la aportación pendiente de realizar por fondos públicos es entonces de 13.459 millones de euros, ha aclarado el presidente de Bankia, cifra que se espera llegue antes de que acabe este año, finalizó.

Foto Audiovisuales Acampadazgz en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...