LibreOffice 3, la suite alternativa

Si hablamos de suites ofimáticas, al usuario medio probablemente le vengan dos a la cabeza al instante: la archiconocida Microsoft Office (2010 en su última versión para windows) y la alternativa que todo amante del software libre conoce y disfruta; OpenOffice 3, hasta ahora la reina del cotarro con más de 100 millones de descargas.

libreoffice 3

El ascenso de LibreOffice es imparable.

Pero no todo acaba en la línea del horizonte; a la suite libre por excelencia le ha salido un competidor, que además es prácticamente hijo suyo y que va ganando enteros en la sucesión al trono gracias a ser la suite predeterminada en Ubuntu, que también es ya el sistema operativo libre por defecto. Se trata de LibreOffice 3, calcada a su madre en lo esencial, pero con algunas vitaminas. Veamos de dónde surge el proyecto y por qué.

LibreOffice es esencialmente una bifurcación del propio OpenOffice, es decir, en principio una réplica exacta con otro nombre. Prueba de ello es que las versiones sucesivas siguen la misma pauta que las de la aplicación matriz. Por qué duplicar entonces un mismo programa? En 2009 la empresa Oracle compra Sun Microsystems, en ese momento patrocinadora de la suite. Entonces se temió que esta nueva empresa descontinuara la serie, como hizo con el sistema operativo OpenSolaris, así que un grupo de desarrolladores creó The Document Foundation y lanzaron LibreOffice, que se esperaba que fuese provisional, ya que se invitó a Oracle a entrar en la fundación y a ceder la marca OpenOffice como nombre de la aplicación.

Pero la cosa no fue como se preveía y Oracle rechazó la invitación, instando a los desarrolladores involucrados a que renunciaran, cosa que no ocurrió. En vez de eso, algunos de ellos apoyaron LibreOffice que a su vez recibió el respaldo de parte de la antigua comunidad OpenOffice, incluyendo las empresas Novell, Red Hat, Canonical y Google. El nuevo proyecto se comprometió a ser de un lado compatible con el formato de archivo OpenDocument (norma ISO) y al mismo tiempo plenamente libre, es decir, desligado de la autoría de Sun y Oracle. Así pues, LibreOffice 3, es verdaderamente una aplicación libre, cosa que le posiciona al alza de cara a relevar a su madre y a la vez competencia.

De hecho, LibreOffice es ya, como decíamos, un Open’ vitaminado. En comparación con su rival, éste admite la importación de imágenes SVG, así como también más plugins, por no hablar de su aspecto final mucho más cuidado, que le confiere un look and feel mucho más profesional, y lo que es más importante, su última versión hace un mejor uso de la memoria, debido a la reducción de la dependencia del código Java, algo también vital en una aplicación de este tipo. Así que no se extrañen si crece como la espuma. Yo, desde luego, lo tendría claro.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...