Vips cierra tiendas y amplía sus restaurantes

Grupo Vips prescinde de sus tiendas para aprovechar ese espacio y convertirlo en nuevos restaurantes.

Vips y el cierre de tiendas

Desde hace años se veía venir que Grupo Vips tenía en mente hacer un giro importante a algunos de sus negocios principales, más exactamente al de las tiendas. Si bien desde los años 80 las tiendas de Vips se convirtieron en símbolos de las principales ciudades españolas, en los últimos tiempos han bajado mucho sus niveles de recaudación y han ido perdiendo importancia en comparación al buen rendimiento de los restaurantes de la cadena.

Si el 90% de los ingresos de Grupo Vips proceden en la actualidad de sus restaurantes, ¿no será que las tiendas han perdido su enfoque? Parte de la responsabilidad de ello la tiene el cambio de la propia sociedad y el movimiento que está alejando cada vez más ciertos productos de las estanterías de las tiendas. Por ejemplo, Vips vendió una gran cantidad de entretenimiento en formato físico, como vinilos, CDs de música, películas en VHS y DVD, así como videojuegos. Eran tiempos en los que este tipo de producto se vendía mucho más que ahora.

En la actualidad se venden menos unidades de todos estos productos y lo mismo se puede decir de los libros, aunque las ventas de estos artículos no se han reducido debido al éxito del modelo digital como sí ha ocurrido con lo demás (simplemente la gente lee menos).

Durante este tiempo las tiendas Vips han vendido otros artículos, en especial alimentos, snacks, bebidas, productos de regalo, periódicos y revistas. Hay muchas opciones, pero las ventas no acompañan a las tiendas de Vips y aunque se introducen novedades, como la recopilación de saldos en zonas low cost de liquidación los volúmenes de ventas no terminan de mejorar. También se ha intentado que Vips atraiga a otro tipo de público, apostando por vinos y productos de etiqueta, aunque las ventas de estos artículos no parecen haber alcanzado niveles elevados. Y aunque se pensaba que el cierre-transformación de las tiendas Opencor producida en los últimos años beneficiara a Vips, en realidad no parece que lo haya hecho.

Teniendo en cuenta esta situación lo que ha decidido hacer Vips es llevar a cabo una operación de reforma completa que dará al traste con la gran mayoría de sus tiendas. El espacio que la cadena ahorrará al eliminarlas se utilizará con fines de exprimir sus negocios gastronómicos. La idea es que la tienda que se cierre ceda ese espacio para la apertura de un nuevo restaurante o cafetería y que así aumenten los ingresos de Vips de una forma paralela.

Cenando en Vips

En la tienda Vips donde haya un restaurante Vips, pero no un Ginos, posiblemente lo que se hará será introducir el restaurante italiano. La tienda Vips que ya tenga un restaurante Vips y un Ginos, dejará espacio a un Fridays o incluso un Starbucks, la famosa cafetería americana que en España también es propiedad de Grupo Vips. Esta fusión de estilos permitirá que los ingresos gastronómicos sean mayores y que así el negocio del grupo continúe adelante mientras se explota lo que ahora mismo genera más dinero en España: los restaurantes y lugares donde desayunar, comer, merendar y cenar.

Algunas de las tiendas que se mantendrán en activo incluyen la conocida de Fuencarral en Madrid, en la cual también hay algunos de los restaurantes más conocidos de la cadena. En general habrá pocas tiendas que soporten esta fase de cambios. Una de las que no lo contarán será la de Zaragoza, que se situaba en pleno centro de la capital aragonesa y que desde mediados de los 80 había sido uno de los puntos más icónicos de la ciudad. En ella se solía quedar y también era un lugar perfecto para adquirir regalos de última hora o algo de comer y beber fuera de horas, dado que la tienda estaba abierta más allá de las doce de la noche. El espacio dedicado a esta tienda se reaprovechará para que Ginos y Vips puedan convivir con mejores instalaciones.

Otra de las opciones por las que apostará Grupo Vips en un futuro inmediato es la apertura de nuevos restaurantes Vips Smart, que allá donde se inauguran consiguen triunfar no solo por los ajustes en los precios de los productos, sino por la forma en la que agilizan la visita de los clientes con la entrega en el mostrador de los pedidos (por no mencionar la presencia de máquinas para rellenar la bebida). El futuro de la cadena Vips está muy a salvo en España por ser una de las entidades que mejores resultados obtiene, pero lo que está confirmado es que sus tiendas están destinadas a desaparecer antes o después.

La nostalgia nos hará que las echemos de menos, pero si lo pensamos bien es simplemente una respuesta razonable al cambio que está viviendo la sociedad en nuestro país en cuanto a sus hábitos de consumo y visita a comercios.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...