S&P deja la deuda catalana en bono basura y la madrileña a un paso de la ‘A’

Los bonos de la Generalitat se quedan a un escalón del grado altamente especulativo, mientras que Madrid, Canarias y Galicia están a un peldaño de recuperar la ‘A’.

sp

La semana pasada nos sorprendía la noticia de que la corporación municipal encabezada por Manuela Carmena en Madrid iba a concluir su relación con las agencias de calificación Standard & Poor’s y Fitch. La decisión, un mazazo a las inversiones según sus críticos y un triunfo del poder civil frente al financiero para sus defensores, ha coincidido en el tiempo con una oleada de revisiones de la calidad de la deuda de algunas administraciones españolas. La Comunidad de Madrid y Cataluña son la cara y la cruz.

S&P ha elevado el rating de la autonomía presidida por Cristina Cifuentes hasta ‘BBB+’, esto es, un solo escalón por debajo de recuperar la ‘A’. De mantenerse las tendencias que han llevado a la firma estadounidense a fijar dicha nota, Madrid sería la tercera autonomía que abandona la triple ‘B’ después de País Vasco (2014) y Navarra (2015), ambas en ‘A-‘. De acuerdo con los parámetros de las casas de rating, la categoría de ‘BBB’ se conoce como grado medio inferior, siendo el último antes del bono basura.

Precisamente, por debajo de este umbral se sitúa la deuda pública de Cataluña, profundamente lastrada por la incertidumbre política que afecta a la región a raíz del proyecto secesionista encabezado por Artur Mas. Los bonos catalanes pierden un nivel para quedarse en ‘BB-‘, tres escalones por debajo de la línea que marca el grado de inversión especulativo (y a un paso de descender al grado altamente especulativo). De empeorar solamente un escalón, la deuda catalana se ubicaría al mismo nivel que la angoleña.

Entre el resto de comunidades, Canarias y Galicia siguen el mismo patrón que Madrid y recuperan la ‘BBB+’. Extremadura, Aragón y Andalucía mantienen sin cambios su ‘BBB’ pero en el caso andaluz pasa a contar con perspectiva positiva (lo que augura una posible revisión al alza en la próxima evaluación). La Comunidad Valenciana se mantiene como bono basura (BB) pero Cataluña se queda como la autonomía con la peor calificación crediticia de España. Por su parte, la deuda nacional mejora hasta ‘BBB+’.

Vía: ABC.

Foto: Michael Rosebrock / Shutterstock.com

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...