Segunda imputación y segundas oportunidades

Esta segunda imputación de la infanta Cristina por el caso Urdangarín ofrece segundas oportunidades a todos los actores que participan en esta historia. Desde los duques de Palma hasta el fiscal pasando por la justicia española.

Infanta Cristina

Dicen que todos merecemos una segunda oportunidad y la justicia española no ha querido ser menos. En esta ocasión no debe serlo. La infanta Cristina ha sido imputada por segunda vez en el ya famoso caso Urdangarín por los supuestos delitos de fraude fiscal y blanqueo de capitales.

Es el juez José Castro quien afirma que hay indicios suficientes para la nueva imputación, pues la infanta e Iñaki Urdangarían poseían a medias la propiedad de la empresa Aizoon. El juez pone en duda que, bajo estas condiciones, la copropietaria desconociera las sumas de dinero que se obtenían ilícitamente, así como el uso que se estaba dando a los fondos de la compañía para cubrir gastos personales a través del cual, por otra parte, se estaba defraudando al Estado en materia de impuestos. Y es que, si ‘la justicia es igual para todos’ y ‘hacienda somos todos’, no hay lógica alguna –o fiscal alguno- que debiera impedir que la imputación siguiera su curso. Ya no nos estamos refiriendo a palabras mayores, sino simplemente al derecho que los ciudadanos tenemos para al menos escuchar la explicación que la hija del Rey tiene que dar.

Así pues, sería una buena segunda oportunidad para todos. Por un lado, la infanta Cristina de Borbón podría aprovecharla para coger la mano que la justicia le tiende y dar su versión. Por otro lado, es también una segunda oportunidad que tiene la propia justicia para aclarar el caso Urdangarín y dictaminar una sentencia en la que no falten puntos de vista ni versiones de los hechos. Pero no sólo eso, pues si tales cosas no ocurren, las 2 ya míticas frases anteriores ‘la justicia es igual para todos’ y ‘hacienda somos todos’, serían sólo eso, míticas leyendas que un día se instauraron para cumplirse pero que no lo conseguieron.

Por cierto, el fiscal del caso también tiene su segunda gran oportunidad para no repetir la historia, ejercer como tal y no como abogado defensor. Se trata de una importante pieza con efecto sorpresa incluido que puede permitir que este engranaje del Estado de Derecho funcione. El día fijado por el juez Castro para tomar declaración es el 8 de marzo, así que esperamos eludir la opción de recurrir a terceras oportunidades para todos, porque ésas rara vez se escuchan.

Vía / El País

Foto / UNED

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...