Robbie Williams, el musical

La carrera de Robbie Williams empezó ligada a la banda Take That, se desligó con un éxito inaudito y volvió a vincularse en 2010. Fue un regreso que se materializó simbólicamente con el single Shame, incluido en el ‘greatest hits’ del artista en solitario y en el que canta junto a su reencontrado amigo Gary Barlow. En el vídeo ambos aparecen compartiendo copas, recuerdos e insinuaciones a lo Brokeback Mountain. Una realidad en la que no existen las rencillas del pasado y que sirvió de preludio para el primer disco de la nueva etapa de Take That, Progress.

Robbie Williams / Foto: Getty Images

Con este regreso Robbie Williams cierra una etapa, o al menos la cierra de momento. Atrás quedan más de diez productivos años de carrera en solitario, que empezaron con Old before I die y el hit Angels y que finalizaron con un último disco que, a pesar de los elogios de la crítica, no alcanzó el éxito a que el cantante estaba acostumbrado.

Durante su etapa en solitario Robbie vivió todo tipo de momentos: dramáticos, prolíficos, alegres… Suficientes emociones como para que dedicarle un musical sea una excelente idea. O así lo consideran los productores londinenses, que le han pedido realizar uno basado en su figura y en el que se entonen sus temas. Y Williams dijo sí.

Aún no sabemos si la obra mostrará sus coqueteos con la droga y el alcohol. Lo que sí sabemos es que se instalará en los escenarios londinenses del West End y que ya se han empezado las audiciones para escoger a dos ‘Robbies’ protagonistas. No obstante, la de Williams no será la primera obra en su especie. El musical Never Forget, basado en la banda Take That al completo, estuvo rondando por toda Inglaterra desde el 2007 hasta el 2009. Fue todo un éxito.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...