Obama se propone reducir el endeudamiento estudiantil

Dado que el movimiento Ocupa Wall Street, asimilable al español 15-M, está formado en su mayor parte por jóvenes estadounidenses, no es raro encontrarse con que una de las reivindicaciones más repetidas sea la del endeudamiento estudiantil. Sin embargo, y aunque Ocupa Wall Street no hubiese existido, lo cierto es que en el país norteamericano los jóvenes universitarios viven situaciones de presión económica muy acentuadas, debido sobre todo al alto coste de los estudios superiores. Ello, evidentemente, no beneficia a la calidad de vida de estos chicos y chicas, y menos en épocas de crisis… pero tampoco a la economía del país, que ve cómo sus potenciales consumidores deciden hacer voto de austeridad y dejar de comprar. Pero, como una cosa es que se endeuden y, otra muy distinta, es que se endeuden y no compren casas, coches y demás, Barack Obama se ha puesto manos a la obra para paliar esta situación y que la juventud (digo, economía) estadounidense vuelva a ser lo que era.

endeudamiento estudiantil

Universidad de Harvard.

Para esta empresa, sin embargo, queda mucho por hacer. Y es que, en la actualidad, se cuentan por miles los estudiantes que cuya tesitura económica pasa por estar atrapados entre las deudas y la falta de empleo. En total, un 9,4% de los universitarios que acaban la carrera se encuentra en esta situación, siendo el porcentaje citado el más alto desde que en 1985 se empezasen a valorar estas cifras. Ahora, y sin el apoyo de los republicanos, la Administración Obama ha decidido imponer nuevas medidas para que los universitarios financien su carrera y devuelvan el préstamo con menos dificultades.

De lo que se trata no es de cambiar el sistema educativo, donde cada año universitario tiene un coste medio de 38.000 dólares (27.000 euros) en los centros privados, sino de modificar el proceso de prestamos y devoluciones. La medida se hará efectiva a partir de 2012 y con ella se pretende reducir los pagos mensuales de más de millón y medio de estudiantes. Pay as You Earn (Paga según lo que ganes) es la propuesta de Obama, en connivencia con el Programa Federal de Educación, organismo encargado de ofrecer los préstamos universitarios. De este modo, se reducen los pagos del 15% al 10%, aplicado sobre el salario de los jóvenes una vez entrados en el mercado laboral. Si pasados 20 años éstos aún no han devuelto la totalidad de la deuda, se les perdona. Por otro lado, se interfiere para reducir los intereses, introduciendo la posibilidad de que los estudiantes combinen diferentes préstamos, algo que puede beneficiar a seis millones de estudiantes.

Como podemos comprobar, la educación aún no es un derecho totalmente conquistado, ni siquiera en el país (hipotéticamente) más avanzado del mundo. Un país al que, sin lugar a dudas, aún le queda mucho camino que avanzar en materia de políticas sociales.

Fuente: El País

Foto: California Cthulhu (Will Hart)

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...