Obama reelegido Presidente de los Estados Unidos

Barack Obama se ha impuesto a Mitt Romney en las elecciones a Presidente de los Estados Unidos, y seguirá en la Casa Blanca hasta 2016. El resultado no ha estado tan reñido como se esperaba, y el voto hispano fue clave para la reelección.

Barack Obama ocupará la Casa Blanca cuatro años más. El actual Presidente de los Estados Unidos se ha impuesto a Mitt Romney con más holgura de lo esperado -303  representantes por 206- y repetirá mandato pese a los problemas a los que se ha tenido que enfrentar en los últimos meses y que podían haberle hecho perder la presidencia. Ni la crisis económica, ni una tasa de paro del 7’9%, ni el desastre del primer debate que le hizo perder la ventaja que tenía en las encuestas han podido con él.

A diferencia de lo que se esperaba, no ha habido que esperar hasta última hora para conocer al vencedor, y las elecciones rápidamente se decantaron del lado demócrata. Una de las claves de la victoria de Obama ha sido el voto hispano, especialmente en Florida, Nevada y Colorado, donde son una parte importante del electorado. Unos 12 millones de hispanos acudieron a las urnas, lo que también fue importante para que Obama se impusiera en Virgina, Iowa y Ohio donde, si bien son minoritarios, su apoyo a Obama acabó perjudicando a Romney.

El candidato republicano tardó bastante en admitir su derrota, y en un breve discurso dijo que era el momento de «tender una mano» a Obama y que rezaría por él. La única alegría de la noche para los republicanos llegó en el Congreso, donde mantendrán la mayoría que en los últimos dos años ha impedido a Obama gobernar cómodamente, aunque parece ser que ahora estarán más abiertos a aceptar las propuestas del Presidente.

Pese a la legión de abogados que habían contratado ambos candidatos y al fantasma del pucherazo ocurrido en Florida el año 2000 que planeaba sobre Ohio, la lucha en este estado no fue tan cerrada, y Obama se acabó imponiendo por 100.000 votos, un 2%, sobre un Romney que se vio perjudicado por un artículo escrito hace años donde invitaba a Washington a dejar caer la industria del motor. Ni sus esfuerzos de última hora le permitieron vencer en ese estado clave, igual que tampoco lo hizo en Virginia, uno de los grandes logros de Obama.

Obama habló de las «esperanzas de futuro» de los estadounidenses, de una América «compasiva y tolerante» y dijo que todavía queda trabajo por delante, por lo que vuelva a la Casa Blanca «con más determinación». En su discurso agradeció el apoyo de su familia, y recordó la colaboración que ha habido en los últimos días después del paso del huracán Sandy. Ahora está por ver qué Obama veremos hasta 2016, si aquel que hace cuatro años prometió cerrar Guantánamo o la reforma migratoria o un Obama que busque la colaboración y el consenso con los republicanos.

Fuente: Público

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...