Los chimpancés se ríen para no ofender a nadie

Gasta una buena broma a un chimpancé. Si le gusta, él se reirá, incluso aunque no entienda tu sentido del humor. Según el equipo de biólogos que llegaron a describir estas observaciones, nuestros primos usarían la risa como una forma de interacción social.

Los humanos utilizamos la risa falsa cuando un compañero de trabajo o un jefe hace una broma en la oficina pese a que no le encontremos la gracia. Hasta hace poco tiempo pensábamos que este era un comportamiento muy humano, pero igual no lo es tanto, si leemos el último artículo publicado por Marina Davila Ross, una bióloga especialista en el comportamiento de los chimpancés. Ella y su equipo del Departamento de Psicología de la Universidad de Portsmouth, han encontrado en nuestros primos este mismo comportamiento tras analizar cerca de 500 escenas filmadas en el Chimfunshi Wildlife Orphanage en Zambia. El comunicado realizado por el departamento de psicología presenta un vídeo en el que dos chimpancés están en pleno ataque de risa.

Marina Davila Ross en buena compañía. © Universidad de Portsmouth

El estudio, publicado en la revista Emotion, se centró en el estudio de las diversas formas de la risa, ya sea espontáneamente o en respuesta a las risas de los demás, de cincuenta y nueve animales que viven en cuatro grupos separados. Y estos no son los mismos. «Yo no espero encontrar ninguna diferencia entre las risas de la respuesta social y la risa espontánea«, dice Marina Davila Ross. Al igual que con los seres humanos, las risas tieen una clara función de fomentar la interacción social con los otros miembros del grupo», afirma la investigadora.

Fortalecer los vínculos sociales

Otras diferencias se presentan en este estudio, muy original bajo nuestro punto de vista. De un grupo a otro, el uso de la risa social no es el mismo según el informe de los biólogos. También es diferente para los recién llegados. «Mi mayor sorpresa, dice Marina Davila Ross, ha sido constatar que los chimpancés en un nuevo grupo imitan la conducta de otros con más frecuencia  que los que viven en un grupo donde todos se conocen entre sí.» Esto sugiere que la risa en los chimpancés fortalece los lazos sociales. El equipo observó que los chimpancés no se limitan a reproducir exactamente la risa de los demás. La respuesta es más compleja de lo que se pensaba anteriormente.

Dos chimpancés que comparten una buena broma. © Universidad de Portsmouth

Reír las bromas de otros son comportamientos que parecen similares entre humanos y simios. «Hace 5 millones de años«, dice Marina Davila Ross, «los ancestros de los simios y los hombres tuvieron que empezar a producir la risa como respuesta social no agresiva. Desde entonces, la capacidad de controlar la risa ha mejorado considerablemente, representa toda una serie de ventajas adaptativas, lo que explica por qué la risa se ha convertido en una herramienta en los seres humanos y una forma de cooperación social sofisticada multi-propósito que ayuda a la comunicación

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...