Las dunas del Dakar acogerán a un equipo femenino español en 2013

Vuelve un año más el Rally Dakar, una de las competiciones más duras y famosas del mundo que se celebra durante las primeras semanas de enero. Esta vez tiene la oportunidad de participar un equipo español íntegramente femenino, formado por la pareja Laia Peinado y su copiloto Gemma Solé. Juntas forman el equipo «Ellas al Dakar« y juntas competirán con el «buggy» que presentaron a inicios de esta semana, un vehículo diseñado exclusivamente para correr sobre la arena.

Se disputará entre los días 5 y 20 de enero de 2013 en Argentina, Perú y Chile. Las dos elegidas residen en Oliana (Lérida) y aunque no tienen experiencia en competición, se muestran optimistas de cara a aguantar hasta el último día de competición. Ambas han destacado la compenetración que tienen entre ellas, un factor clave para sobrevivir a las duras etapas que les esperan por el desierto. «En Cataluña y en España se ha intentado dos o tres veces que dos chicas participen en el Dakar, y ha sido un fracaso. Que las dos puedan acabar el Dakar sería todo un éxito», ha comentado Josep Nicolás, el director del equipo. Además, el equipo Ellas al Dakar también contará con una iniciativa solidaria y colaborará con la Asociación Desierto de los Niños para promover la creación de escuelas en el sur marroquí.

El Rally Dakar nació en 1979. Desde entonces la prueba ha llevado a los corredores desde alguna ciudad de Europa hasta la ciudad de Dakar, Senegal. París fue el punto de partida por excelencia durante muchos años, pero desde 1995 fue cambiando el lugar de inicio por otras ciudades europeas. En 2008, esta competición fue suspendida por recomendación del gobierno francés que auguraba posibles atentados terroristas. Por ello mismo, el Rally se retomó en 2009 lejos de Europa y desde entonces se desarrolla entre los países sudamericanos de Argentina y Chile, y desde el 2012, también en Perú. Los participantes pueden competir en cuatro categorías diferentes, a saber: automóviles, camiones, motocicletas y cuatriciclos. El terreno varía considerablemente, atravesando zonas de arena, rocas, barro y vegetación, hasta carreteras secundarias. La inscripción en la prueba es abierta, lo cual la convierte en la carrera idónea para amantes de la aventura. El gran inconveniente de la competición es el elevado riesgo que se corre no solo para los propios participantes sino también para los habitantes del lugar. El número de muertes hasta hoy se cifra en más de media centena entre unos y otros, especialmente niños y mujeres de localidades africanas.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...