La sangría, producto de orgullo nacional

Una de las pocas noticias que suponemos gusta a todo el país, siendo la mayor beneficiada la comunidad de Castilla la Mancha. La medida engloba modificaciones sobre la graduación alchólica y otra bebida denominada clarea.

Sangría

En España tenemos diferentes opiniones sobre las decisiones políticas, especialmente en lo que respecta a los recortes o la polémica ley del aborto que se está gestando. Sin embargo, hay una noticia que suponemos ha gustado a todos y mucho, y es que por fin la sangría está considerada como un producto exclusivamente español y portugués, de forma que sólo aquélla elaborada en uno de estos 2 países podrá llamarse así.

Esta arraigada bebida puede seguir produciéndose igualmente fuera de nuestras fronteras, la diferencia es que se venderá como una ‘bebida aromatizada a base de vino‘, aunque esta frase podrá complementarse con la palabra ‘sangría’ y deberá especificar obligatoriamente el país en el que ha sido elaborada. Esta decisión, que parece bastante lógica en principio, ha conllevado unos 2 años de negociaciones en el Parlamento Europeo, cuyos diputados finalmente la han aprobado por 609 votos a favor, 72 en contra y 4 abstenciones. La medida, que se hará realidad en el conjunto de estados miembros en el plazo de un año -el tiempo establecido para aplicarla-, añade otras cuestiones entre las que se encuentra la graduación alcohólica y la ‘clarea‘. Éste es el nombre de la bebida también típica española elaborada con vino blanco como principal ingrediente que también se protegerá con la denominación exclusiva. Respecto a la primera cuestión, la cantidad de alcohol, la graduación mínima será de 4’5 en lugar de 7, lo cual parece satisfacer a un creciente sector del mercado de las bebidas aromatizadas que demanda volúmenes inferiores.

Tanto los productores españoles como los envasadores de estas bebidas -sobre todo la sangría- salen beneficiados de la nueva norma. Aunque, si hay una Comunidad Autónoma que debería estar especialmente contenta, ésa es Castilla la Mancha, ya que según la eurodiputada Pilar Ayuso se trata de la región que encabeza el ranking en cuanto a producción de vino y lo hace con diferencia. Esta comunidad pudo producir en la campaña 2012-2013 un 5’7% menos que la anterior, y aún así la cantidad total alcanzaría los 17’6 millones de hectolitros según las previsiones del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente sobre la temporada que ha finalizado recientemente. La segunda comunidad, Extremadura, se situaría bastante más por debajo con la cifra de 2’7 millones, seguida por los 2’5 de Cataluña y los 1’6 de la Comunidad Valenciana, comunidades que también habrían visto disminuida su producción.

Fuentes / El País y Asociación de Jóvenes Agricultores (ASAJA)

Foto / bastiend

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...