La cooperación también sufre la crisis económica

Cuando las cosas marchan bien y la economía va viento en popa, son muchas las instituciones que se benefician de ello. De hecho, con la primera legislatura de José Luís Rodríguez Zapatero una de las apuestas clave fue la inversión en cooperación internacional. Para ello se creó la secretaría de Cooperación dentro del Ministerio de Asuntos Exteriores, que pasó a llamarse Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación. Con la llegada de la crisis económica, el cambio de Gobierno y los titánicos recortes presupuetarios aprobados por Mariano Rajoy, la cooperación española pende de un hilo. Y ello no solo se refiere a las ayudas destinadas a las ONG‘s y su importante labor internacional, sino a la cooperación entendida como una apuesta de futuro para un país medio como es España, que deberá hacerse un hueco en el complicado mercado internacional si quiere que su economía no retroceda hasta convertirse en una suerte de autarquía que no acaba de despegar.

cooperacion africa

Africa, uno de los continentes donde la cooperación española ha empezado a dar sus frutos.

Durante 2012, 900 de los más de 1.000 millones que debe ahorrar el Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación corresponderán a las partidas destinadas a la ayuda al desarrollo. Pero la cosa no acabaría aquí, pues hemos de tener en cuenta que otros ministerios también solían contribuir con ayudas a determinados organismos internacionales, como son los ministerios de Economía, Sanidad o Educación, donde el desarrollo ocupaba una parte de sus partidas. Por otro lado, y si hablamos de las contribuciones de ayuntamientos y comunidades autónomas, ya podemos darlas por finiquitadas hasta quién sabe cuándo. Sumando todos estos recortes, podemos hablar perfectamente de un descenso del 30% (como mínimo) en la inversión destinada a la cooperación.

Lo que no se ha tenido en cuenta a la hora de recortar presupuestos (algo que, guste o no, sabíamos que iba a pasar) es que acabando con la cooperación internacional se merman también las posibilidades de que la Administración y las empresas españolas utilicen dicha plataforma para llegar hasta mercados extranjeros en los que participar no es fácil. De hecho, gracias a la cooperación, España había conseguido participar del complicado mercado africano, y tres cuartos de lo mismo ocurría con América Latina. Finiquitadas las herramientas para seguir manteniendo este status quo, el retroceso de nuestro país dentro del panorama internacional es evidente.

Aún no sabemos a ciencia cierta a dónde nos llevarán los recortes anunciados por el presidente del Gobierno el pasado viernes. Sin embargo, la labor de muchas ONG’s se verá mermada considerablemente.

Para más información, leer este artículo de El País.

Foto / olgaberrios

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...