Japón pone fecha a la entrada en vigor de los coches voladores: 2023

En 2023 Japón ya tendrá coches voladores circulando por los cielos gracias al proyecto de Skydrive.

Skydrive

Ha llegado el momento de comenzar a avanzar en el camino que hay que recorrer para que los coches voladores estén en funcionamiento. Si bien pensábamos que la idea sonaba más a ciencia ficción que los coches autónomos (que ya son muy reales), en realidad está más cercana de lo que se podría imaginar. El país del sol naciente es pionero en la introducción de esta tecnología y para ello lleva seis meses trabajando a fondo para que distintos ministerios se pongan de acuerdo a la hora de elaborar un modelo de implementación, así como unas leyes de tráfico.

La principal entidad que está trabajando en el desarrollo del modelo de negocio es Skydrive, compañía que tiene al especialista Tomohiro Fukuzawa como CEO y que defiende la importancia de potenciar la existencia de coches voladores. Para ellos es un medio de transporte que lo revolucionará todo, porque evitará problemas en las carreteras y mejorará el día a día de los ciudadanos. Además, defienden que los coches voladores serán más baratos en su adquisición que los aviones y los helicópteros, así como más fáciles de controlar.

Dado que Skydrive ya tenía financiación de sobra para materializar el proyecto, lo que estaba esperando era que se definieran unas pautas legales para continuar adelante.

La historia de Skydrive comenzó de una gota de ilusión mientras Fukuzawa trabajaba en Toyota, donde visualizó un futuro en el que los coches voladores no fueran ciencia ficción, sino algo muy real. A partir de ahí empezaron a trabajar y ahora la compañía ya cuenta con más de 400 personas en plantilla que se esfuerzan para que el proyecto pueda ver la luz. Si todo va bien y no hay retrasos, en la ceremonia de los Juegos Olímpicos del próximo año 2020 se podrá ver una demostración del coche volador de Skydrive en Tokio. A partir de ahí tendrán 3 años para trabajar en ello y poner a la venta los coches voladores en 2023.

Los primeros meses los coches estarán disponibles de forma limitada y no será hasta 2026 cuando se podrán adquirir en masa. Por ahora, como indicamos, hay que establecer las leyes de circulación, crear infraestructuras e intentar que el coste de los coches no sea tan elevado, dado que por ahora se establece en unos 400 mil euros. Debido al alto precio de los vehículos, lo que está planteándose el gobierno es que todos los coches voladores sean de uso público y no privado, de forma que podamos utilizarlos como si fueran taxis.

Los coches voladores de Skydrive son pequeños, estando pensados para una plaza en su modelo estándar (con versiones para dos personas), y tienen un sistema de despegue en posición vertical. Funcionan con combustible eléctrico y aportan un gran nivel de estabilidad para que los viajes sean seguros. La altura mínima a la que deberán ascender estos vehículos será de 150 metros, dado que esa sería la distancia de espacio adecuada para que el sistema de paracaídas funcionase si hubiera algún problema.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...