El Real Madrid tiene un pie en la semifinal de la Copa del Rey

Los blancos supieron aprovechar los errores arbitrales y vencer al Valencia CF en su campo por 2-0. El partido de vuelta (en Mestalla) será decisivo.

guardado

El segundo gol del Real Madrid

La noche de ayer en el Bernabeu será recordada por muchos. El Real Madrid venció al Valencia CF por 2-0; el primer gol lo marcó Benzema y el segundo Guardado en propia puerta. Los blancos tuvieron una noche feliz, con un pie puesto en semifinales de la Copa del Rey. En cambio los che, no están tan de acuerdo con el arbitraje durante la noche de ayer: fueras de juego pitados que no eran, manos en el área que no se pitan y agarrones que el árbitro no ve. Jose Mourinho no fue la figura más importante, sino que fue Muñiz Fernández, el árbitro. Una vez finalizado el partido las redes sociales se hacían eco de lo que había sucedido en la casa blanca con hashtag como #roboalvalencia.

Cuando salieron los jugadores al campo, nadie de los 68.000 espectadores que estaban en esos momentos en el campo podía imaginar lo que iba a suceder delante de ellos. Se anunció por megafonía a los jugadores del Real Madrid, aplausos para Iker Casillas y abucheos para el técnico blanco.

Durante los primeros minutos, el balón era del equipo valenciano. El equipo de Valvedre dominaba el partido, pero no podía marcar ningún tanto en la portería de Casillas. Mientras el Real Madrid, con menos posesión, intentaba acercarse a la portería de Guaita, pero ningún balón entraba en la portería.

Antes del 1-0, Soldado tuvo una oportunidad única. Un pase perfecto hacía que el killer del Valencia se quedara solo en mitad del campo. Un uno a uno, Soldado vs Casillas. Pero el linier pitó fuera de juego. Este es uno de los primeros «robos» que la afición valenciana reclama. En ese momento es difícil saber si Soldado está o no en fuera de juego, pero con las imágenes se demuestra que el linier se equivocó. Podía haber sido el 0-1 para el Valencia, pero no fue así. Primer fuera de juego que no era.

Pocos minutos después, una pared perfecta entre Khedira y Benzema hizo que el francés marcara el primero para el Real Madrid en el minuto 37 de la primera parte. Un contragolpe llevado a cabo por Essien que Benzema finaliza con la derecha con una pared con Khedira. Parejo perdió el balón en tres cuartos de campo.

Durante la segunda parte, la indignación del Valencia iba ‘in crescendo’. El supuesto fuera de juego de Soldado que no era, hay que añadir otro segundo fuera de juego que tampoco era, pero que el linier sí que lo pitó. Esta vez el killer del Valencia estaba solo ante la portería, sí que es cierto que el balón da al larguero y no entra en portería, pero antes de lanzar a portería el árbitro pita un fuera de juego inexistente.

Para colmo, el segundo gol del Real Madrid, fue un autogol de Guardado. ¿Seguro? Las imágenes muestran que Higuaín, que salió en la segunda parte por Benzema, marca el gol… Con la mano. El árbitro no pita manos y da el gol como bueno, como autogol de Guardado.

Eso no es todo, también hubo una mano dentro del área del Real Madrid de Ricardo Carvalho, pero según el colegiado Múñiz, fue involuntaria. No fue pitado ni hubo penalti.

Hoy, tanto jugadores como aficionados están contentos por el partido que hicieron ayer en el Bernabeu pero muy descontentos con la actuación de los colegiados. Dos fueras de juegos pitados inexistentes, un gol que subió al marcador con la mano, unas manos de Carvalho en el área que no fueron pitadas y un agarrón también de Carvalho que no señala el árbitro. Jonas cayó al suelo mientras remataba fuera Víctor Ruiz. Además de todo esto, en el minuto 74 el técnico del Valencia, Valvedre fue expulsado del campo. Reclamó que no le dejaron hacer un cambio justo antes del segundo gol.

Una noche que ni madridista ni valencianistas olvidarán. Para muchos, uno de los mayores «robos» que ha sufrido el Valencia CF en los últimos años, para otros, un pase directo a las semifinales de la Copa del Rey. El partido de vuelta en Mestalla lo tienen más fácil los blancos, pero no cabe la menor duda que el equipo de Valvedre pondrá toda la carne en el asador para dar lo mejor de sus jugadores e intentar ganar al equipo de Mourinho. La noche de ayer se puede resumir en tres palabras: indignación en Valencia.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...