El congreso del PP se clausura con la crisis, la reforma laboral y Andalucía

El jefe del Gobierno, Mariano Rajoy, ha clausurado ayer el congreso del PP advirtiendo del duro camino que queda aún para poder superar la crisis, que aún no ha tocado fondo, al tiempo que se ha mostrado convencido de que los españoles aceptarán los sacrificios necesarios y el rumbo marcado por reformas como la laboral. Rajoy ha aprovechado su discurso de clausura del 17 Congreso nacional del PP para mostrar el panorama económico del país y mantener su compromiso de ser realista y no engañar a nadie.

“Los problemas son extremadamente graves, no se van a resolver en dos tardes y las medidas no serán agradables”, ha dicho, y por eso también el Ejecutivo seguirá actuando sin perder el tiempo. Entre otras cosas, ha hecho una férrea defensa de la reforma laboral, considerándola “justa, buena y necesaria”. “Si queremos que España crezca y cree empleo, hay que hacer esto que hemos hecho”, ha señalado antes de sentenciar: “Así lo creo, así lo siento y así se lo digo a todos los españoles” fueron sus frases más contundentes.

Por su parte, María Dolores de Cospedal, secretaria general del Partido Popular, ha defendido la unidad del partido, y se ha mostrado convencida de que en su seno no hay personalismos y solo existe un líder: el actual presidente de España. Y ha insistido en que eso les diferencia de otros a los que les gustaría ver un PP “separado” o “destrozado” y que no están contentos al observar que el partido del Gobierno es “fuerte y cohesionado”.

Respecto a las próximas elecciones andaluzas del 25 de marzo, Arenas ha dicho que son las del cambio, en las que se puede “seguir con los abusos” o lograr para Andalucía “un gobierno ejemplar”. También ha elogiado a Rajoy y las reformas que el Gobierno ha estado haciendo desde que asumió el poder.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...