Consejos para mejorar el swing

cómo mejorar el swing

El swing es una reacción en cadena. Desde la subida del palo hasta la terminación del golpe deben ser tenidos en cuenta numerosos factores que influyen en la terminación correcta del golpe.

Para mejorar el swing lo primero que hay que hacer es no obsesionarse con la rapidez de su tirmo. Debe tener en cuenta que lo más importante es que logre tener su propio ritmo, quedando en segundo lugar el hecho de que éste sea más o menos rápido. Intente no dejarse llevar por la tensión.

Practique el giro. Para ello puede seguir un pequeño «truco»; cruce sus brazos sobre el pecho, colocando la mano derecha sobre el hombro izquierdo y viceversa. Con esa postura deberá realizar el giro de cadera tal y como si estuviera realizando el golpe. Practique este ejercicio, le servirá para asegurar un movimiento giratorio correcto.

En la subida cometer un error supondrá casi con total seguridad estropear por completo el swing. Por ello le recomendamos que no comience con mucha rapidez, puede ser la mejor manera de desajustar su ritmo. El hombro izquierdo deberá pasar por debajo de la barbilla, tratando de que el movimiento de brazos y hombros sea siempre conjunto. Al final de la subida más de la mitad de su peso deberá quedar apoyado sobre su pie derecho.

El comienzo de la bajada es el momento crítico del swing. Para no caer en errores, realice la bajada con la siguiente secuencia de movimientos: hombro izquierdo, brazo izquierdo y manos (que deberán acompañar, nunca dirigir el golpe). El hombro derecho deberá permanecer algo más alto. Intente sentir que apunta un poco hacia la derecha del objetivo al colocarse, especialmente con los hombros y gire el cuerpo hacia la bola al bajar.

Y nunca mueva la cabeza quizá esta sea la forma más segura de echar a perder un buen swing.

Más información: golf-directo.com
Foto: Campanygolflessons

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...