Bush limpia su imagen en sus memorias

Bush intenta salir de rositas

Últimamente las memorias de algunos personajes de varios ámbitos no hacen más que traernos sorpresas. En este caso ha sido el ex presidente de Estados Unidos, George W. Bush, quien en su libro de memorias, Decision Points, intenta salir de rositas de algunas de las decisiones más polémicas durante su mandato.

Quizás uno de los puntos más calientes reside en la guerra de Irak, que marcó un antes y un después en su cargo al frente del gobierno norteamericano. Según el ex presidente, dentro de las acciones y decisiones de Estados Unidos para atacar Irak él se sintió un «disidente» porque su intención era la de no utilizar la fuerza. Eso sí, concluye en que el mundo está mejor sin Sadam Husein en el poder.

Otro de los temas estrella es la base militar de Guantánamo, siempre bajo sospecha de realizar torturas, muertes encubiertas y amenazas para conseguir información de los arrestados. En este caso Bush no dice lo contrario pero sí que intenta salir del paso hablando de las vidas estadounidenses que se salvaron por la actuación que se llevó a cabo en Guantánamo.

Pero hay más, como el desastre del huracán Katrina que acabó con 1.800 muertos en Nueva Orleans. En este caso, el ex presidente vuelve a quitarse la polvareda de encima aludiendo a que la mayoría de aquellas decisiones no recayeron en él. En resumen, Decision Points muestra el intento de limpiar la imagen de Bush en momentos clave de la política norteamericana. En todo caso, intentar eludir decisiones de este tipo es más que discutible tratándose del presidente en aquellos tiempos y, por lo tanto, el máximo responsable de toda acción del gobierno.

Foto: The US Army en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...