Apple reparte el botín

Apple lanza por primera vez un programa de dividendos a sus accionistas. El gigante informático prepara a la vez un ambicioso programa de recompra de acciones.

La progresión de Apple en el mercado de valores es digna de estudio. Minutos después de su salida a bolsa el 12 de diciembre de 1980, la compañía experimentó un crecimiento exponencial que situaría su capital en torno a los 100 millones de dólares. La evolución de la corporación marcaría importantes hitos incluso en plena crisis de las ‘puntocom’, y alcanzaría elevadas cotas de mercado que superarían con creces las turbulencias del mercado. El último hito, el pasado 15 de marzo, la corporación de la ‘manzana’ alcanzaría por primera vez los 600 dólares por acción.

Tal ha sido la borrachera del éxito financiero de Apple que la multinacional ha decidido tirar la casa por la ventana pagando por primera vez desde 1995 un dividendo entre sus accionistas, a los que ofrecerá además un programa de recompra de títulos por valor de 10.000 millones de dólares y con los que espera desembolsar un total de 34.000 millones de dólares. La operación, prevista para el cuarto trimestre fiscal (de julio a septiembre), supondrá un beneficio de 2,65 dólares por acción para quienes posean títulos de la empresa californiana.

Establecimiento de Apple en Osaka

La compañía dirigida por Tim Cook en lo que va de año está siendo draconiana con la competencia. Sus títulos se han revalorizado un 47 por ciento en lo que va de 2012, y en los últimos meses casi han doblado su valor. La inversión generalizada en valores de Apple ha convertido a la empresa en la más capitalizada de su sector, duplicando en valor a su competidor directo Microsoft. El gigante de Silicon Valley se afianza como la empresa más valiosa del mundo, con una cifra de capital bursátil que supera los 550.000 millones de dólares, muy por delante, por ejemplo, de la petrolera Exxon Mobil.

El éxito de la comercialización de sus nuevos productos, entre ellos en nuevo Ipad, cuya venta ha superado con creces las expectativas previstas, ha servido de incentivo a los beneficios y la captación de capital para la empresa californiana, pero la propia compañía ha admitido que gran parte de su capital se encuentra fuera de Estados Unidos, por lo que ha decidido diseñar un ambicioso plan de recompra de acciones con la voluntad de ‘repatriar’ el mismo para evitar una excesiva exposición al mercado. Una operación cara pero que podría servir a la empresa fundada por Steve Jobs para guardar la ropa incluso sin necesidad de nadar.

Foto: Brandon Daniel en Wikimedia Commons

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...